· Mujeres de ciencia traídas de la sombra ·

Universidad pública de Navarra

La upna  inició ayer, jueves 14 de junio de 2018, un ciclo de representaciones teatrales destinado a llevar a las pequeñas y pequeños, en las aulas de los colegios, la figura de nueve mujeres científicas de gran prestigio, cuya aportación a la ciencia y la evolución es tan innegable como desconocida.

La obra está a cargo de nueve mujeres científicas pertenecientes a la universidad, ellas son: Gurutze Pérez (interpreta a: María Sibylla Merian, entomóloga y pintora)

Leyre Catalán (interpreta a: Hipatia de Alejandría, matemática, astrónoma y filósofa)

Patricia Aranguren (interpreta a: Marie Curie, física y química)

Silvia Díaz (interpreta a: Hedy Lamarr, ingeniera de telecomunicaciones)

Marisol Gómez (interpreta a: Emmy Noether, matemática)

Aránzazu Jurio (interpreta a: Klara Von Neumann, informática)

Alicia Martínez  (interpreta a: Sofia Kovalevsky, matemática y astrónoma)

Idoia San Martín (interpreta a: Edith Clarke, ingeniera eléctrica)

Edurne Barrenechea (interpreta a: Ada Lovelace, matemática y primera informática)

Estas nueve mujeres de la upna, están firmemente involucradas en la importancia de dar a conocer la participación destacada de la mujer, principalmente en la construcción de la sociedad tecnológica actual, y decidieron un día darle forma a este creativo proyecto que se estreno en la sala del Planetario, dejando fuera a muchas personas por falta de localidades!!

Las expectativas del proyecto están puestas también en motivar a las niñas y niños, aportando una imagen igualitaria en virtudes y potenciales con la intención de permitir de esta manera forjar en los corazones de las niñas, una firme posibilidad de participación destacada y válida en el mundo de las ciencias, y a la vez aportar a los niños, claridad y objetividad acerca de las condiciones de igualdad. Sin dudas correr los telones que la sociedad puso durante siglos sobre las mujeres, dejándolas relegadas a la sombra, es un síntoma saludable del avance sobre el reconocimiento de la igualdad y la lucha por alcanzar en el siglo XXI la tan merecida igualdad de oportunidades, que aún no se encuentra totalmente resuelta.

Agradezco particularmente la introducción del personaje de María Sibylla que aún siendo entomóloga y pintora ha sido incluida por este grupo de mujeres ingenieras, matemáticas, e informáticas.

He echado de menos, algo más de apoyo a la organización. Parece que no han recibido el suficiente dinero como para poder cubrir ciertos gastos que han tenido que resolver con favores de amigos y familiares. A mi entender, este tipo de eventos, tanto por su naturaleza creativa como por su potencial divulgativo, no sólo debería recibir más apoyo, sino que debería estar incentivado. Ayer se merecían una sala más grande, más presencia de los medios y las autoridades.

Mi más amplio reconocimiento al esfuerzo personal de las mujeres implicadas en llevar adelante el proyecto. Os invito a conocer su trabajo.

 

 

Si queréis saber sobre las mujeres sacadas a luz por este equipo de científicas, sus vidas y logros, podéis leer más aquí.

Hipatia de Alejandría  fue una filósofa y maestra de la Escuela de Alejandría en el siglo V,  que destacó en las matemáticas y la astronomía. cultivó los estudios lógicos y las ciencias exactas, llevando una vida ascética. Educó a una selecta escuela de aristócratas cristianos y paganos que ocuparon altos cargos, entre los que se encontraban Orestes, prefecto de Egipto en el momento de su muerte.

Hija y discípula del astrónomo Teón, Hipatia es la primera mujer matemática que se conoce. Mejoró el diseño de los astrolabios —instrumentos para determinar las posiciones de las estrellas en el cielo— e inventó un densímetro. Por esta aportación es considerada como una pionera en la Historia de las mujeres en la ciencia.

Hipatia fue asesinada por una turba de cristianos.

María Sibylla Merian fue hija de un grabador y editor que murió cuando tenía sólo tres años. Su padrastro, famoso por sus cuadros de flores, le enseñó a pintar, dibujar y grabar. A los trece años ya pintaba sus primeras imágenes de insectos y de plantas. Empezó observando los gusanos de seda. Ella se preguntaba cómo podían nacer las bellas mariposas de las orugas. Estudió la metamorfosis, los detalles de la crisálida y las plantas de las que se alimentan las orugas. Ilustró así todos los estadios del desarrollo en su libreta de bocetos.

A los 20 años, se mudó a Núremberg con su esposo y su hija. La gente creía que los insectos eran el resultado de la 'generación espontánea en el lodo en putrefacción'. Cuando tenía 28 años, en 1675, hizo su primera publicación con el nombre de Nuevo libro de flores.

En 1679 publicó su libro La oruga, maravillosa transformación y extraña alimentación floral que es su segunda gran obra. En este libro presenta los distintos estadios de desarrollo de las distintas especies de mariposas sobre las plantas de las que se alimentan.

En 1685 Merian se separó de su marido y se mudó al castillo de Waltha en Holanda donde estudia la fauna y flora tropical sudamericana gracias a los ejemplares que recibía desde allí.

Continuar su investigación en Surinam fue su mayor originalidad. En 1699, con 52 años, viajó con su hija más joven a Surinam por dos años. Dispuesta a resolver el enigma de cómo se transforman a partir de orugas en crisálidas y luego en mariposas y así seguidamente. En 1701 se contagió de malaria y debió interrumpir su viaje.

De regreso a Holanda, sus dibujos y bocetos le sirvieron de base para realizar un trabajo de importancia sobre la fauna y la flora de Surinam. Publicó, después de tres años de trabajo intensivo, su obra más importante Metamorfosis de los insectos del Surinam, publicada en Ámsterdam en 1705.

.

Ada Lovelace, fue una matemática y escritora británica cuya fama le viene principalmente por su trabajo sobre la máquina calculadora mecánica de uso general de Charles Babbage, la denominada máquina analítica.

Dedujo y previó la capacidad de los ordenadores para ir más allá de los simples cálculos de números. Su posición social y su educación la llevaron a conocer a científicos importantes como Andrew Crosse, Sir David Brewster, Charles Wheatstone, Michael Faraday y al novelista Charles Dickens, relaciones que aprovechó para llegar más lejos en su educación.

A una edad temprana, su talento matemático la condujo a una relación de amistad prolongada con el matemático inglés Charles Babbage, y concretamente con la obra de Babbage sobre la máquina analítica.​ Entre 1842 y 1843, tradujo un artículo del ingeniero militar italiano Luigi Menabrea sobre la máquina, que complementó con un amplio conjunto de notas propias, denominado simplemente Notas, cuyo volumen suponía tres veces el escrito original. Estas notas contienen lo que se considera como el primer programa de ordenador, esto es, un algoritmo codificado para que una máquina lo procese. Las notas de Lovelace son importantes en la historia de la computación.

Ella distinguía con claridad entre datos y procesamiento; este pensamiento era revolucionario en su tiempo. Ada aspiraba a crear la informática, que ella llamaba la ciencia de las operaciones. Se dio cuenta de las aplicaciones prácticas de la máquina analítica y llegó a vislumbrar la posibilidad de digitalizar la música con cedés y sintetizadores. Escribió en las Notas:

" Supongamos, por ejemplo, que las relaciones fundamentales entre los sonidos, en el arte de la armonía, fueran susceptibles de tales expresiones y adaptaciones: la máquina podría componer piezas musicales todo lo largas y complejas que se quisiera".

Ada expresa con claridad las tres funciones que podía cumplir el invento de Babbage: procesar fórmulas matemáticas expresadas con símbolos, hacer cálculos numéricos (su objetivo primordial) y dar resultados algebraicos en notación literal.

Es la primera programadora de ordenador. En sus notas, Ada dice que la 'máquina analítica' sólo podía dar información disponible que ya era conocida: vio claramente que no podía originar conocimiento. Recientes investigaciones muestran la originalidad de su punto de vista sobre las instrucciones necesarias para el funcionamiento de la 'máquina analítica'. Cien años después de su muerte, las notas de Ada sobre la máquina analítica de Babbage fueron publicadas bajo su nombre real, estando ahora reconocida dicha máquina como un modelo temprano de ordenador y las notas de Ada como una descripción de su software.​

De acuerdo con el historiador de la informática y especialista Babbage Doron Swade:

"Ada vio algo que Babbage en cierto sentido no pudo ver. En el mundo de Babbage, sus motores estaban limitados por el número ... Lo que vio Lovelace, fue que ese número podría representar entidades distintas a la cantidad. Entonces, una vez que tenías una máquina para manipular números, si esos números representaban otras cosas, letras, notas musicales, entonces la máquina podía manipular símbolos de qué número era una instancia, según las reglas. Es esta transición fundamental de una máquina para manipular símbolos de acuerdo con las reglas que es la transición fundamental del cálculo al cómputo - a la computación de propósito general - y mirando hacia atrás desde el terreno elevado actual de la informática moderna, si estamos buscando y examinando la historia para esa transición, entonces esa transición fue hecha explícitamente por Ada en ese documento de 1843."

Fue un genio matemático. Hizo una contribución influyente al motor analítico. Fue la primera programadora de computadoras. Y una profetisa de la era de la informática.

 

Falleció a los treinta y seis años el 27 de noviembre de 1852.

Sofia Kovalevsky nace en Moscú, 15 de enero de 1850. Fue la primera matemática rusa de importancia y la primera mujer que consiguió en 1881 una plaza de profesora universitaria en Suecia. Amaba desde niña la lectura y la poesía, se sentía poeta en su interior. A menudo se sentaba en un banco del patio para ver oscilar con el oleaje provocado por el viento una pelota sobre un estanque, quedándose sumergida en sus pensamientos matemáticos.

«Comencé a sentir una atracción tan intensa por las matemáticas, que empecé a descuidar mis otros estudios». Su padre no quería que estudiara y decidió dejarla sin sus clases de matemáticas. Aun así Sofía siguió estudiando por su cuenta con libros de álgebra y fórmulas trigonométricas que debió explicárselas a sí misma.

En Alemania recibió clases de Karl Weierstraß, las mismas que él impartía en la universidad. Y estudiaba al mismo tiempo que realizaba su trabajo de doctorado. Durante sus años en Berlín escribió tres tesis: dos sobre temas de matemáticas y una tercera sobre astronomía. Más tarde el primero de estos trabajos apareció en una publicación matemática a la que contribuían las mentes más privilegiadas.

Gracias a la mediación de a Mittag-Leffer, Sofia pudo trabajar a prueba durante un año en la Universidad de Estocolmo. Durante este tiempo escribió el más importante de sus trabajos, que resolvía algunos de los problemas al que matemáticos famosos habían dedicado grandes esfuerzos sin lograr resolverlos.

Entre sus trabajos figuran: La teoría de las ecuaciones diferenciales, y Sobre la rotación de un cuerpo sólido alrededor de un punto fijo, por el cual obtiene un importante premio otorgado por la Academia de Ciencias de París, en 1888.

Murió a los 41 años, de gripe y neumonía. El libro 'Demasiada felicidad', de la Premio Nobel de Literatura Alice Munro, está inspirado en la vida de Sofía Kovalevsky.

Marie Curie ​ nace en Varsovia, Polonia, el 7 de noviembre de 1867. Fue una científica polaca nacionalizada francesa, pionera en el campo de la radiactividad. Y es la primera persona en recibir dos premios Nobel en distintas especialidades —Física y Química—  y la primera mujer en ocupar el puesto de profesora en la Universidad de París.

Estudió clandestinamente en la «universidad flotante» de Varsovia y comenzó su formación científica en dicha ciudad. En 1891, a los 24 años, siguió a su hermana mayor Bronisława Dłuska a París. Ahí culminó sus estudios y llevó a cabo sus trabajos científicos más sobresalientes. Compartió el premio Nobel de Física de 1903 con su marido Pierre Curie y el físico Henri Becquerel. Y posteriormente ganó el premio Nobel de Química de 1911. Nunca abandonó su identidad polaca, llevaba a sus hijas de visitas a Polonia y les enseñó su lengua.​ Nombró el primer elemento químico que descubrió, el polonio, como su país de origen.​

Sus logros incluyen los primeros estudios sobre el fenómeno de la radiactividad, término introducido por ella misma, técnicas para el aislamiento de isótopos radiactivos y el descubrimiento de dos elementos —el polonio y el radio—. Dirigió los primeros estudios en el tratamiento de neoplasias con isótopos radiactivos. Fundó el Instituto Curie en París y en Varsovia, que aún hoy continúan siendo de los principales centros de investigación. Durante la Primera Guerra Mundial creó los primeros centros radiológicos para uso militar.

Pierre Curie se negó a recibir el premio Nobel si no se reconocía el trabajo de Marie. Se conocieron en su trabajo en el laboratorio,​ y Pierre le propuso matrimonio,​ pero al principio Marie no aceptó porque pensaba volver a Polonia. Pero Pierre profundamente enamorado, declaró que estaba dispuesto a seguirla a ese país, incluso si eso significaba tener que enseñar francés para subsistir.

En una carta de Pierre a Maria, él dice:

Sería una cosa preciosa, una cosa que no me atrevería a esperar, si pudiéramos pasar nuestra vida cerca unos de otros, hipnotizados por nuestros sueños: tu sueño patriótico, nuestro sueño humanitario y nuestro sueño científico.

Murió en 1934 a los 66 años, por una anemia aplásica causada por la exposición a la radiación de tubos de ensayo con radio que guardaba en los bolsillos y por su participación sin protección en la construcción de las unidades móviles de rayos X de la Primera Guerra Mundial. Los largos tiempos de exposición a la radiación le causaron enfermedades crónicas como la ceguera parcial por cataratas y eventualmente su muerte, aún así, nunca quiso reconocer los riesgos que podía causar en la salud la exposición a la radiación.

Emmy Noether nace en Baviera, Alemania, 23 de marzo de 1882, su padre era matemático. Fue una matemática alemana, de ascendencia judía. ​Es conocida por sus contribuciones de fundamental importancia en los campos de la física teórica y el álgebra abstracta. Considerada por David Hilbert, Albert Einstein entre otros, como la mujer más importante en la historia de la matemática.

En física, el teorema de Noether explica la conexión fundamental entre la simetría en física y las leyes de conservación, y revolucionó las teorías de anillos, cuerpos y álgebras. ​

Tras defender su tesis trabajó en el Instituto Matemático de Erlangen sin recibir retribuciones durante siete años. En 1915 fue invitada por David Hilbert y Felix Klein a entrar en el departamento de matemáticas de la Universidad de Gotinga, que en ese momento era un centro de investigación matemática de fama mundial. La facultad de filosofía, sin embargo, puso objeciones a su puesto y estuvo cuatro años dando clases en nombre de Hilbert. Su habilitación fue aprobada en 1919. Fue uno de los miembros más importantes del departamento de matemáticas de Gotinga hasta 1933; sus alumnos eran conocidos como "los chicos de Noether".

Su trabajo en matemáticas se divide en tres épocas:

En la primera (1908-1919), contribuyó a la teoría de los invariantes y de los cuerpos numéricos, calificado como "uno de los teoremas matemáticos más importantes jamás probados de entre los que guían el desarrollo de la física moderna".​

En su segunda época (1920-1926), comenzó trabajos que cambiaron la faz del álgebra abstracta. Con 'La teoría de ideales en los anillos', construyó una poderosa herramienta matemática con aplicaciones muy variadas, con un uso elegante de la condición de la cadena ascendente.  

En la tercera época (1927-1935), publicó sus obras más relevantes sobre 'álgebras no conmutativas y números hipercomplejos' y unió la teoría de la representación de los grupos con la teoría de módulos e ideales.

Noëther fue muy generosa con sus ideas y dio origen de varias líneas de investigación publicadas por otros matemáticos, incluso en otros campos como la topología algebraica. El desarrollo del álgebra abstracta, es quizás la más importante innovación de las matemáticas del siglo XX, se debe en gran medida a ella.

Falleció por el 14 de abril de 1935 por un quiste ovárico y dos tumores uterinos.

Edith Clarke nace en Howard el 10 de febrero de 1883. Fue la primera ingeniera eléctrica estadounidense y la primera profesora de ingeniería eléctrica en la Universidad de Texas en Austin.​ Se especializó en análisis de sistemas de energía eléctrica y escribió el manual Circuit Analysis of A-C Power Systems.

Incapaz de encontrar trabajo como ingeniera, empezó a trabajar para General Electric como supervisora de ordenadores en el Departamento de Ingeniería de la Turbina. En su tiempo libre, inventó la 'calculadora Clarke', un dispositivo gráfico que resolvía ecuaciones implicando corriente eléctrica, voltaje e impedancia en líneas de transmisión de energía. El aparato solucionaba ecuaciones lineales diez veces más rápido que métodos anteriores. Clarke presentó una solicitud de patente para la calculadora en 1921 que le fue concedida en 1925.

En 1921, todavía incapaz de obtener una posición como ingeniera, dejó GE para enseñar física en el centro para mujeres Constantinople Women's College en Turquía. Al año siguiente, fue contratada de nuevo por GE como ingeniera eléctrica en el Departamento de Ingeniería de la Estación Central. Clarke se retiró de General Electric en 1945.

El 8 de febrero de 1926, siendo la primera mujer en presentar un artículo científico en la reunión anual del Instituto Americano de Ingenieros Eléctricos, mostró el uso de las funciones hiperbólicas para calcular la máxima potencia que una línea podía transportar sin inestabilidad. Dos de sus últimos artículos fueron premiados por la AIEE: en 1932 por el mejor artículo regional y en 1941 por el mejor artículo nacional.

Escribió un libro de texto de referencia en el campo de la ingeniería de la energía, titulado Circuit Analysis of A-C Power Systems, y basado en sus notas para las conferencias que impartió a los ingenieros de GE. En 1950, publicó un segundo tomo de la obra.

En 1947, entró a formar parte del Departamento de Ingeniería Eléctrica de la Universidad de Texas en Austin, y fue la primera profesora de Ingeniería Eléctrica del país. Dio clase durante diez años y se retiró en 1957.

En 2015, Clarke fue incluida a título póstumo en el Salón de la Fama Nacional de los Inventores. Falleció el 29 de octubre de 1959 a los 76 años en Maryland, Estados Unidos por un Infarto de miocardio.

Klara Von Neumann nace en Budapest, Hungría, el 18 de agosto de 1911. Fue una científica estadounidense pionera de la programación.​

Durante Primera Guerra Mundial  se mudaron a Viena para huir de Bela Kun. No regresaron a Hungría hasta que el régimen fue derrocado. Su familia era rica y solía organizar fiestas en las que Dán pudo conocer a mucha gente de diferentes ámbitos. Con 14 años, se convirtió en campeona nacional de patinaje artístico, y poco después fue enviada a estudiar a un internado a Inglaterra. Estuvo casada en cuatro ocasiones, y después de su segundo divorcio, se casó con John von Neumann en 1938. Posteriormente, contrajo matrimonio con Carl Eckart en 1958.

Dán fue una de las primeras programadoras del mundo y ayudó a resolver problemas matemáticos usando código informático.  Escribió el código utilizado en la máquina MANIAC I desarrollada por John von Neumann y Julian Bigelow en el Laboratorio Nacional de Los Álamos. ​ También participó en el diseño de nuevos controles para la ENIAC donde era una de sus principales programadoras.

Enseñó cómo programar a los científicos de aquella primera época.​ Escribió el prefacio de la influyente obra de John von Neumann Silliman Lectures, publicada póstumamente y más tarde editada y publicada por la editorial Yale University Press como 'El ordenador y el cerebro'.​ Es una figura relevante en el libro de historia de la computación 'La catedral de Turing: Los orígenes del universo digital' de George Dyson.

Murió en extrañas circunstancias luego de una fiesta en honor a la ganadora del premio Nobel Maria Goeppert-Mayer, su cuerpo fue encontrado en la playa de La Jolla en San Diego, California, 10 de noviembre de 1963.

Hedy Lamarr nace en Viena, el 9 de noviembre de 1914. ​ Fue actriz de cine, inventora y coinventora de la primera versión del espectro ensanchado que permitiría las comunicaciones inalámbricas de larga distancia.

Hija única de un matrimonio de judíos secularizados, su madre era pianista y su padre banquero. Desde pequeña destacó por su inteligencia y fue considerada por sus profesores como superdotada. Empezó sus estudios de ingeniería a los 16 años, pero tres años más tarde, en 1933, abandonó la ingeniería atraída por su vena artística, y empezó en el teatro berlinés como alumna del director Max Reinhardt. Pronto sería mundialmente famosa por ser la primer mujer que aparece en el cine completamente desnuda. Atraído, el magnate de la industria armamentística Friedrich Mandl arregló con sus padres un matrimonio de conveniencia y fue prometida en matrimonio en contra de su voluntad. Hedy calificó posteriormente esa época como de auténtica esclavitud.

Su marido era proveedor de municiones, de aviones de combate y de sistemas de control de Adolf Hitler y de Benito Mussolini. Él intentó comprar todos los ejemplares de la película en la que su esposa aparecía desnuda. Muy celoso, la obligaba a acompañarle en todas las cenas y viajes de negocios. Fue encerrada en casa y sometida a un estricto control. Ella cuenta que tan solo podía bañarse o desnudarse cuando su marido estaba a su lado, acechándola.

Hedy aprovechó su soledad para continuar sus estudios de ingeniería, y utilizar su inteligencia para obtener de los clientes y proveedores de su marido los pormenores de la tecnología armamentística de la época. Más tarde cedería estos conocimientos a las autoridades de los Estados Unidos. También algunas reuniones le sirvieron de guía para idear y patentar, en los años 1940, la técnica de conmutación de frecuencias, que le devolvería notoriedad en los últimos años de su vida.

En 1937 Hedy se escapa de su marido refugiándose en París, desde donde se desplaza consiguió a Londres. Vendió sus joyas y huyó a los Estados Unidos, y en el mismo barco en el que se traslada a EEUU, consigue un contrato como actriz y comienza a llamarse Hedy Lamarr.​ Fue también pintora aficionada y coleccionista de arte.

En 1965, Lamarr firmó con la propia Metro-Goldwyn-Mayer un contrato de 200 000 dólares por publicar sus memorias.

Lamarr, conocía los horrores del régimen nazi por su marido Mandl, simpatizante del fascismo,​ y por su condición de judía, ofreció al gobierno de los Estados Unidos toda la información confidencial de la que disponía. Además, consideraba que su inteligencia podía contribuir a la victoria aliada y se puso a trabajar para la consecución de nuevas tecnologías militares elaborando un sistema de comunicaciones secreto. Hedy sabía que los gobiernos se resistían a la fabricación de un misil teledirigido por miedo a que las señales de control fueran interceptadas o interferidas fácilmente por el enemigo, y que pudieran inutilizar el invento o, incluso, usarlo en su contra. Hedy Lamarr y el compositor George Antheil recibieron el número de patente 2.292.387 por su Sistema de comunicación secreta.​ Se trataba de una versión precoz del salto en frecuencia, una técnica de modulación de señales en espectro expandido, para cambiar entre 88 frecuencias, que se diseñó para construir torpedos teledirigidos por radio que no pudieran ser detectados.

Ese mismo año, el The New York Times hace la primera mención pública del invento. Aún así no se puede aplicar debió a la necesidad de pasar de un sistema mecánico a uno electrónico. Esto fue logrado por Sylvania Electronics, en 1957, y su equipo de ingenieros reconoció en su totalidad la patente a Lamarr y Antheil.

 

El primer uso conocido de la patente se dio en la crisis de los misiles de Cuba en 1962, y también en la guerra de Vietnam. En 1980, el sistema de espectro expandido vio sus primeras aportaciones en ingeniería civil con la irrupción masiva de la tecnología digital a comienzos de esa misma década, permitiendo implantar la comunicación de datos WIFI gracias a la conmutación de frecuencias.

Lamarr murió en Florida el 19 de enero de 2000 a causa de una insuficiencia cardíaca. Su hijo hizo trasladar sus cenizas a Viena, de acuerdo con los deseos de la actriz.